RSS

La nutrición materna y el riesgo de obesidad en la descendencia: el caballo de Troya de la Plasticidad del desarrollo

Resumen del Original: Maternal nutrition and risk of obesity in offspring: The Trojan horse of developmental plasticity. Sebastian D. Parlee, Ormond A. MacDougald

OMDepartment of Molecular & Integrative Physiology, School of Medicine, University of Michigan, Ann Arbor, MI, USA Biochimica et Biophysica Acta 1842 (2014) 495-506

Los mamíferos evolucionan  para ajustar su órgano y el desarrollo del tejido en respuesta a un entorno atípico. Esta plasticidad fenotípica, permite al organismo  prosperar en el entorno previsto en el que surgirá el feto. Los humanos que nacen pequeños o grandes para la edad gestacional, tienen una mayor probabilidad de desarrollar obesidad en la edad adulta. La cantidad y calidad de los alimentos que la madre consume durante la gestación infuye en el peso al nacer, y por lo tanto la susceptibilidad de la progenie a la enfermedad. La obesidad se produce como resultado de la restricción materna de nutrientes durante la gestación, seguida por un rápido crecimiento compensatorio asociado con un consumo de comida ad libitum. La obesidad asociada con la restricción nutricional materna tiene un origen en el desarrollo. Sobre la base de este fenómeno, se podría predecir que la exposición gestacional a una dieta occidentalizada (alta en grasas) protegería contra la obesidad en la futura descendencia, pero Modelos experimentales indican que, al igual que una dieta con restricción de nutrientes o el consumo de una dieta alta en grasas durante la gestación, pueden promover la obesidad en la descendencia mediante la alteración de la producción de neuropéptido hipotalámico y con ello aumentar la hiperfagia en la descendencia. Estudios de la herencia generacional en roedores han indicado además que los efectos sobre la longitud del cuerpo, el peso corporal, y la tolerancia a la glucosa parecen ser propagado a las generaciones siguientes.

El complejo proceso de desarrollo del feto se produce a través de eventos secuenciales Las interacciones entre los factores fetales intrínsecos (la genética) y factores ambientales extrínsecos (peso previo al embarazo, su nutrición y la insuficiencia placentaria) influyen en el desarrollo de las vías de señalización y puede culminar en el desarrollo anormal de órganos. Sin embargo, los entornos fetales aberrantes no necesariamente causan un programa de desarrollo perjudicial. El desarrollo de la plasticidad permite al organismo  prosperar en el entorno previsto en el que el feto surgirá. Cuando existe una falta de coincidencia entre el entorno en el que se desarrolla el organismo y que en la que se deduce. Barker y colegas denomina este concepto los “orígenes de la salud y la enfermedad”.

El origen del desarrollo de la enfermedad predice que un ambiente fetal promueve un ahorro metabólico, junto a un ambiente en la edad adulta de exceso de nutrientes, esto provoca una disfunción en los sistemas metabólicos que controlan la ingesta de alimentos y el almacenamiento, y como resultado la obesidad. Este  daño hecho por la  adipogénesis es la hipótesis que contribuye al desarrollo de diabetes tipo 2, ya que la congestión de los adipocitos con exceso de lípidos desencadena cambios patológicos en el tejido adiposo. Estos incluyen  inflamación de los tejidos adiposos, que se caracteriza por el aumento e infiltarción de los macrófagos en el tejido adiposo y alteración en la secreción de adipocinas. Los lípidos excedentes que no pueden ser almacenados en los adipocitos son depositados ectópicamente  en el hígado, el músculo y el páncreas, y también circulan en los niveles superiores. Estas anormalidades metabólicas desencadenan la resistencia sistémica a la insulina, que junto con la insuficiencia producción de la misma, da lugar a la diabetes tipo 2. Es importante señalar que el aumento en el peso total del cuerpo se produce en paralelo con un aumento de las alteraciones metabólicas asociadas en masa y grasa pero los trastornos metabólicos pueden ocurrir como resultado de un cambio en la composición corporal sin un cambio en el peso del cuerpo.

 Se ha  identificado una relación lineal entre el peso al nacer y el IMC la relación de los cambios hacia una curva en forma de J en la cual tanto el bajo como el alto peso al nacer están débilmente correlacionados con la consiguiente obesidad major relación existe  en la forma de U entre el peso al nacer y más tarde el IMC.

El  crecimiento fetal  cuando se combina con el rápido crecimiento compensatorio en la infancia predispone a los niños a la obesidad en la edad adulta. Los niños con bajo peso al nacer y el rápido crecimiento compensatorio tiene  tejido adiposo más centralizado a los cinco años en comparación con otros niños. Resultados similares están asociados para la diabetes tipo 2.

La malnutrición materna, sigue siendo frecuente en el mundo no- occidentalizado, donde más del 20% de las mujeres tienen un índice de masa corporal por debajo de 18,5. Bajo IMC materno se asocia con restricción intrauterina del crecimiento.

Cuando se da una dieta iso energética que contenía 40 % menos de proteína por kg, en animales dieron a luz a las crías con pesos corporales 35 % más bajos y sistemas de órganos proporcionalmente más pequeños. Ciertos órganos, incluyendo el cerebro, siguen siendo relativamente poco afectados. El tejido adiposo también se libra en gran medida de los efectos de la desnutrición fetal. Esta es la preservación de la masa de tejido adiposo que también es compatible con el origen de la hipótesis de la obesidad. Los nacidos de hembras con nutrientes restringidos en proteínas en comparación con  el grupo control, tienen hiperfagia y crecimiento compensatorio por el destete, y hay aumento del tejido adiposo como en los adultos. Aumento de peso y el tejido adiposo se elevan aún más si se destetan estas crías en las dietas occidentales. Postnatalmente, una oleada de leptina circulante se asocia con crecimiento hipotalámico esta alza de la leptina altera el transporte a través de la barrera hemato-encefalica. La Reducción de los aumentos de leptina centrales en la densidad de los neurotransmisores hipotalámicos neuropéptido “Y”, han regulado la transcripción, y causan hiperfagia. La privación de nutrientes durante la gestación causa resistencia a la leptina, que modifica el desarrollo de las vías nerviosas centrales que regulan la ingesta de alimentos, y los resultados en la hiperfagia y la obesidad. La restricción de Nutrientes afecta el desarrollo temprano y la función de células β causando ademas una disminución en su masa  celular en el páncreas, que puede contribuir a la intolerancia a la glucosa. Mientras que la deficiencia de nutrientes fetal afecta el desarrollo temprano y la función de celulas β,  los islotes parecen compensar fácilmente para la resistencia a la insulina que se produce en la obesidad. Una causa propuesta para la obesidad en la descendencia puede ser que la dieta alta en grasas de la madre o la obesidad aumenta la inflamación de la placenta y por lo tanto aumenta el transporte de nutrientes y el crecimiento fetal. Una dieta alta en grasas antes y durante el embarazo conduce a una sobre regulación del transporte de glucosa y los hijos son más pesados ​​al nacer. El aumento de peso y la adiposidad como resultado de la exposición del feto a una dieta generadora de obesidad materna se puede atribuir a la hiperfagia y cambio en la preferencia de alimentos. Los niños de familias con obesidad / sobrepeso también tienen una mayor preferencia por los alimentos grasos.

La leptina adipocina disminuye la ingesta de alimentos mediante la alteración de la actividad de neuropéptidos anorexígenos y orexigénicos en el hipotálamo y otros núcleos cerebrales.

La dieta alta en grasas de la madre durante la gestación reduce significativamente la masa de células β lleva a la liberación de insulina alterada. Los pesos corporales son elevados, hiperleptinemia, hiperglucemia e hiperinsulinemia

 La privación de nutrientes en las madres lactantes también se traduce en hijos que posteriormente transmiten la obesidad a la generación siguiente. Estudios mecanicistas sugieren que la heredabilidad de la acumulación de tejido adiposo no se puede explicar por la hiperfagia materna o expresión de genes que codifican las proteínas de tejido adiposo. Estos descendientes muestran una disminución de la Metilación en los promotores hepáticas, Estos patrones de metilación posteriormente se trasladan a las generaciones de hombres 1 y 2. Estas marcas epigenéticas pueden contribuir a la herencia de la enfermedad metabólica.

Ratones expuestos en útero a dieta alta en grasa han aumentado la longitud de su cuerpo y el peso corporal, junto con intolerancia a la glucosa y la resistencia a la insulina. La Segunda generación, sin embargo, se encontró que imitan a sus padres en un aumento de la longitud del  cuerpo y la resistencia a la insulina, sin efectos sobre el peso corporal. En la tercera generación, la descendencia masculina y femenina había elevado la longitud del cuerpo y la normalización de la tolerancia a la glucosa, mientras que las hembras solo heredaron aumento del peso corporal. La nutrición materna contribuye a un legado de la obesidad. De este modo, asegurar un suministro adecuado y una dieta completa y equilibrada durante y después del embarazo debe ser una prioridad para la salud pública.

 
Deja un comentario

Publicado por en 17 junio, 2014 en Neonato, nutricion, obesidad

 

¿Cómo reducir el riesgo de accidente cerebro-vascular en mujeres?

coraLa enfermedad cardiovascular sigue siendo la causa número uno de muerte en las mujeres. Los ataques al corazón representan el 24% y los accidentes cerebrovasculares 7% de todas las muertes. Entre las mujeres de minorías, estas cifras son aún más elevadas. El reto sigue siendo que los médicos tradicionalmente no han identificado a las mujeres en alto riesgo de accidente cerebrovascular. Los internistas y cardiólogos no piensan de forma rutinaria en la prevención del ictus en las mujeres, y los neurólogos han estado ocupados tratar mas a las víctimas de accidente cerebrovascular y no han tenido tiempo para la prevención. Las mujeres tienen que quedarse a cargo de su propia salud.

Existen factores de riesgo que son específicos de las mujeres, que han sido ignorados:

  1. Complicaciones del embarazo, como preeclampsia (presión arterial alta durante el embarazo)
  2. Anticoncepción hormonal
  3. La terapia hormonal para la menopausia

Pregúntele a su médico acerca de su riesgo de enfermedad cardíaca y accidente cerebrovascular. Entonces, la pregunta es qué puedes hacer para prevenir un ataque al corazón y derrame cerebral.

El tratamiento de las mujeres embarazadas con presión arterial sistólica en valores de 150-160 mmHg debe ser considerado.

Los trastornos hipertensivos durante el embarazo deben ser considerados y documentados como los principales factores de riesgo de enfermedad cardiovascular en las mujeresExiste un riesgo cuatro veces mayor de desarrollar hipertensión y el riesgo doble de accidente cerebrovascular más tarde en la vida cuando se les diagnostica la hipertensión durante el embarazo. El seguimiento es vital para estas mujeres.

La reducción de la presión arterial es el más importante factor modificable para la prevención del ictus en hombres y mujeres. Como la presión arterial tiende a aumentar con la edad, las mujeres desarrollan más mayor riesgo después de la menopausia.

Lo que los pacientes hacen por sí mismos es mucho más importante que lo que los médicos pueden hacer cuando se trata de prevención. Estos son hábitos sencillos pero eficaces a seguir:

  1. Dejar de fumar
  2. Ejercicio regular (moderado ritmo de 30 minutos de caminar cuatro veces por semana)
  3. Limitar el consumo de alcohol a no más de 8 onzas de vino tinto a la semana
  4. Comer una dieta rica en frutas, verduras, frutos secos y aceite de oliva, y reducir al mínimo los alimentos procesados
  5. Limitar el consumo de sal a menos de 2.000 mg de sodio por día
  6. Mantener a sí mismo cerca de su peso corporal ideal
  7. Evitar la obesidad que puede conducir a hiperlipidimia, síndrome metabólico, resistencia a la insulina y la diabetes

Para las mujeres sanas mayores de 65 años, una aspirina para niños de 81 mg se ha demostrado que reduce el riesgo cardiovascular.

Las personas con diabetes deben estar bajo el cuidado de un cardiólogo preventivo agresivo que puede manejar y equilibrar todos los medicamentos necesarios para mantener el colesterol LDL inferior a 70, la presión arterial sistólica inferior a 120 mmHg, y evitar las interacciones entre fármacos, que son comunes en los pacientes diabéticos. Un paciente diabético debe ser pensado como alguien que ya ha tenido un ataque al corazón o un derrame cerebral a fin de evitar un mal resultado.

Las mujeres con antecedentes de fibrilación auricular deben ser anticoagulada al igual que sus homólogos masculinos.

Para aquellos que aman a las mujeres de su vida, asegúrese de que compartir esta información para que puedan hacerse cargo de su propia salud y prevenir un ataque al corazón o un derrame cerebral.

 

 
Deja un comentario

Publicado por en 10 junio, 2014 en mujer, salud

 

El estrés y la ansiedad

El estrés es la respuesta a un cambio en su entorno, ya sea positivo o negativo. Su cuerpo reacciona al cambio – el enamoramiento, comenzar un nuevo trabajo, o sufrir una pérdida inesperada – con respuestas físicas, mentales y emocionales. Para muchas personas  El dinero, el trabajo y la economía siguen siendo las causas más citadas de estrés.

Las mujeres tienen más probabilidades de “cuidar y entablar amistades” en momentos de estrés. Se ocupan de las personas más cercanas a ellos y obtienen apoyo de amigos y familiares. Los hombres son más propensos a tener la respuesta “lucha o huida” y escapar en una actividad de relajación o distracción.

Cuando una persona se siente enojada u hostil, su cuerpo libera hormonas del estrés en la sangre, causando que la frecuencia cardíaca y la presión arterial se eleven de forma temporal.

El estrés puede ser causa de falta de memoria, así como de dolores de cabeza, sensación de mal humor, dolores de espalda y falta de energía. El estiramiento, masaje, y pasar el tiempo en algo que te gusta son todas buenas maneras de reducir el estrés, además de hablar con un amigo o un consejero.

La ansiedad es una emoción que se caracteriza por un sentimiento de recelo, nerviosismo o miedo.

Algo que causa estrés para usted no puede afectar a otra persona. Algo que es una fuente de estrés negativo para una persona – por ejemplo, un plazo – en realidad podría ser útil para alguien más.

Además de la irritabilidad inusual, otros signos de advertencia emocionales que pueden indicar la necesidad de trabajar sobre la forma de manejar el estrés incluyen un mal genio y una incapacidad para concentrarse.

Cualquier cambio en el patrón de alimentación, tales como pérdida del apetito (que conduce a la pérdida de peso) o comer en exceso (que conduce al aumento de peso), puede ser un signo de estrés. Otros indicadores podrían ser: estar  experimentando más conflictos en las relaciones, y el aumento del consumo de alcohol, tabaco u otras drogas.

 El estrés crónico es el estrés a largo plazo, causado por eventos traumáticos o condiciones de vida miserables. El estrés crónico no tratado puede contribuir a un trastorno depresivo mayor, una forma de depresión intensa que dura por largos períodos y puede evitar que alguien pueda vivir una vida normal. El estrés crónico también puede contribuir a desarrollar enfermedades físicas, incluyendo la presión arterial alta, enfermedades del corazón, la depresión y la obesidad, además de un sistema inmunológico débil (propenso a enfermarse), disfunción sexual (impotencia), pérdida de la libido así como pérdida del sueño.

Una forma de lidiar con el estrés es establecer metas realistas en el hogar y en el trabajo – incluso si eso significa bajar sus expectativas un poco. Otras cosas que pueden ayudar incluyen aceptar que algunos eventos están fuera de su control, prepararse bien para las cosas que usted sabe que puede ser estresante (como un discurso o una entrevista), tratando de ver el cambio como un reto en lugar de una amenaza, comer y beber con sensatez, y hacer ejercicio regularmente.

La ansiedad, la cual nos pone nerviosos o temerosos, no siempre es agradable, pero es una emoción normal y potencialmente útil. La ansiedad leve puede hacer que se sienta más alerta y concentrado para enfrentar  circunstancias difíciles o amenazantes.

Aunque la ansiedad es una emoción humana normal, las personas que experimentan un miedo extremo y de preocupación que no desaparece completamente en un período corto,  pueden tener un trastorno de ansiedad. Cada trastorno de ansiedad tiene sus propios síntomas específicos. Por ejemplo, trastornos de pánico que causan repentinos sentimientos incontrolables de terror, y los trastornos obsesivo-compulsivos que se caracterizan por pensamientos repetidos, no deseados que causan ansiedad y acciones ritualizadas que alivian la ansiedad.

 Se considera que las personas de 18 años o más se ven afectados por trastornos de ansiedad cada año. Eso es aproximadamente el 18% de la población adulta

Las mujeres son dos veces más propensas que los hombres a ser afectados por el trastorno de ansiedad generalizada, que se caracteriza por al menos seis meses de preocupación excesiva y poco realista sobre los problemas cotidianos.

Los trastornos de ansiedad pueden ser tratados con la medicación, psicoterapia o una combinación de los dos. Los principales medicamentos prescritos para los trastornos de ansiedad son los antidepresivos, medicamentos contra la ansiedad, y beta-bloqueadores para controlar los síntomas físicos.

Entre el 70% y el 90% de las personas con enfermedades mentales tienen una mejor calidad de vida si reciben tratamiento y apoyo adecuados. Sin embargo, sólo alrededor de un tercio de las personas que están enfermos reciben tratamiento.

 
Deja un comentario

Publicado por en 9 junio, 2014 en Uncategorized

 

El estrés materno durante el embarazo ligado a rasgos parecidos al autismo

Las madres que experimentan un mayor estrés durante el embarazo parecen estar en mayor riesgo de tener hijos con rasgos parecidos al autismo, sugiere un estudio reciente.

Los investigadores encontraron una relación entre las madres dificultades experimentadas durante el embarazo y la probabilidad de que su hijo tendría dificultades para hacer amigos o exhibir patrones de lenguaje raros y otras características parecidos al autismo.

Los hallazgos provienen de una mirada a largo plazo a 150 familias afectadas por las tormentas de hielo severas en Quebec, Canadá, en enero de 1998. Todas las madres del estudio estaban embarazadas durante la tormenta de hielo o quedaron embarazadas poco después.

Específicamente, los investigadores encontraron que a los 6 años y medio, rasgos parecidos al autismo eran más prominente en los niños cuyas madres experimentaron la mayor dificultad durante la tormenta de hielo – que va más días sin electricidad, por ejemplo.

Lo que es más, los resultados informaron este mes en la revista Psychiatry Research sugiere que el efecto del estrés de la madre fue más pronunciada durante el primer trimestre del embarazo.

“Hemos encontrado efectos de la privación objetiva de las madres de la tormenta de hielo (como el número de días sin electricidad), o su grado de sufrimiento de la tormenta, en todos los aspectos del desarrollo del niño que hemos estudiado”, dijo Suzanne Rey de la Universidad de McGill, autor principal del estudio, quien hizo hincapié en que los niños estudiados no tenían autismo, pero sólo diferentes niveles de rasgos comúnmente vistos en el trastorno del desarrollo.

“Nuestra investigación nos muestra lo vulnerable que el niño por nacer es el entorno de su madre y de su estado de ánimo”, dijo King.

Fuente: disabilityscoop

 
Deja un comentario

Publicado por en 5 junio, 2014 en Uncategorized

 

Adolescentes Drogas y Alcohol

Algunas de las inquietudes más comunes para los padres de los adolescentes son el tabaco, el alcohol y las drogas.
La presión de experimentar con estas sustancias puede provenir de amigos y por presión de grupo. Si sospecha que su hijo está usando estas sustancias, platiquen sobre los peligros que involucra el uso de tabaco, alcohol y drogas. Aquí encontrará unos puntos clave que deberá tratar de enfatizar:

Fumar y el tabaco

Fumar se puede convertir en una adicción para toda la vida que puede ser extremadamente difícil de dejar. Hable con su hijo adolescente sobre algunos de los efectos más desagradables de fumar, incluyendo mal aliento, dientes manchados, arrugas, tos a largo plazo y reducción en el rendimiento atlético. El uso a largo plazo también puede ocasionar problemas médicos graves como enfisema y cáncer.

Masticarlo o inhalarlo también puede provocar adicción a la nicotina y los mismos problemas médicos que fumar cigarros. Además, se pueden formar lesiones y úlceras en la boca y puede ser que no sanen fácilmente. El tabaco sin humo también puede ocasionar cáncer.

Si sospecha que su hijo adolescente está fumando o usando tabaco sin humo, hable con su pediatra. Programe una visita con su médico cuando usted y su hijo puedan discutir los riesgos relacionados a fumar y las mejores formas en las que puede dejarlo antes de que se convierta en un hábito para toda la vida.

Si fuma… deje de hacerlo

Si usted o alguien más en su hogar fuma, ahora es un buen momento para dejar de hacerlo. Ver a un padre luchar durante el proceso para dejar de fumar puede ser un mensaje fuerte para un hijo adolescente que está considerando empezar. También demuestra que usted se preocupa por su salud, al igual que la de sus hijos adolescentes.

Alcohol

El alcohol es la droga más aceptada en nuestra sociedad, y además una de las más abusadas y destructivas. Hasta pequeñas cantidades de alcohol pueden limitar el buen juicio, provocar una conducta arriesgada y violenta, y disminuir el tiempo de reacción. Un hijo adolescente intoxicado (o cualquier otra persona) detrás del volante de un automóvil se convierte en un arma mortal. Los accidentes automovilísticos relacionados con el alcohol son la causa principal de muerte de adultos jóvenes de 15 a 24 años de edad.

Aunque es ilegal que las personas menores a los 21 años de edad consuman bebidas alcohólicas, todos sabemos que la mayoría de los jóvenes no son ajenos al alcohol. Muchos de ellos inician con el alcohol durante la infancia. Si decide consumir alcohol en su casa, debe estar consciente del ejemplo que le da a su hijo adolescente. Las siguientes sugerencias pueden ayudarle:

  • Tomar una bebida no se debe presentar como una manera de enfrentar los problemas.
  • No beba en condiciones de poca seguridad: por ejemplo, conducir un automóvil, cortar el césped y usar la estufa.
  • No estimule a su hijo adolescente a beber o a que le acompañe cuando usted tome alguna bebida.
  • Nunca haga bromas sobre embriagarse, asegúrese de que sus hijos comprendan que esto no es divertido ni aceptable.
  • Demuestre a sus hijos que existen muchas formas de divertirse sin el alcohol. Las ocasiones de felicidad y los eventos especiales no tienen que incluir bebidas alcohólicas.

Drogas

Su hijo puede estar interesado en usar drogas además del tabaco y alcohol, incluyendo marihuana y cocaína, para integrarse o como una manera de enfrentar la presión de grupo. Intente ayudar a su hijo adolescente a crear confianza en sí mismo o a construir su autoestima. Pregúntele también sobre cualquier inquietud o problema que enfrente y ayúdele a aprender cómo enfrentar las fuertes emociones y enfrentar la tensión de maneras saludables. Por ejemplo, estimule a participar en pasatiempos y actividades al aire libre con adolescentes que no beban ni consuman drogas.

 

 
Deja un comentario

Publicado por en 4 junio, 2014 en Abuso

 

El desayuno mejora el aprendizaje en niños

Niño comiendo en una escuela catalana, beca comedorUna buena parte de las familias se saltan habitualmente el desayuno. ¿Forma parte su familia de esta estadística? Cuando se trata de alistar a sus hijos para ir a la escuela, un desayuno saludable es tan importante como los zapatos de gimnasia y como sacarle punta al lápiz.

Cómo el desayuno ayuda a mejorar a su hijo

Al desayuno se le asocia con muchas cosas, desde:

  • Una memoria mejor
  • Mejores calificaciones en los exámenes
  • Mejor margen de atención para disminuir la irritabilidad
  • Peso corporal más saludable
  • Una mejor nutrición general

Levantarse & comer

Es fácil ver porqué el desayuno ha llegado a ser uno de los problemas nutricionales de la crianza. Ya sea debido a sus propias limitaciones de tiempo como padre o la agenda ocupada de su hijo, alistar a toda la familia para ir a la guardería o escuela en las mañanas, hacer arreglos para un día de juego con amigos o cualquier otro de tantos compromisos que se presentan temprano en la mañana, a menudo descuidemos el desayuno.

Si las palabras “lenta” y “tranquila” no describen exactamente su rutina matutina, nos gustaría sugerirle que se comprometa a apartar tiempo adicional y hacer un esfuerzo para proteger la integridad nutricional de la comida de su hijo por las mañanas.

Consejos para los padres para un desayuno más fácil

Ya sea que opte por un desayuno sencillo o una versión más elaborada, su empeño para hacerlo nutritivo vale más que no comer desayuno en lo absoluto. Aunque esto signifique un vaso de leche baja en grasa y un pedazo de pan de trigo o un banquete total, esperamos que los siguientes consejos para hacer del desayuno algo más fácil le ayuden a estar a la altura de la circunstancias y superar algunas de las barreras más comunes que existen para un desayuno saludable.

  • Planifique según las circunstancias. Aunque nos gustaría recordarle que sentarse a compartir las comidas en familia es beneficioso, podríamos apostar a que sentarse a desayunar con sus hijos todas las mañanas simplemente es algo poco realista para la mayoría de personas. Lo que si es realista, sin embargo, es cerciorarse de sacar el debido tiempo para dejar que su hijo coma sin presión. Especialmente en el caso de los bebés y los niños pequeños, se debe sacar el tiempo que sea necesario del horario de la mañana para permitirles que puedan comer con su ayuda o por sí mismos.
  • Deje listo el desayuno antes de ir a dormir. En otras palabras, planifique de antemano. Como en el caso de casi todos los demás aspectos de la alimentación de su hijo, planear con un poco de anticipación puede ayudar enormemente a que tenga a la mano una amplia gama de alimentos saludables. Ejemplos simples como preparar con anticipación los huevos duros o tener listo el cereal frío favorito de su hijo desde la noche anterior, para acompañarlo con algunas rodajas de frutas frescas previamente cortadas, puede crear la diferencia entre el tiempo para un desayuno equilibrado y el salir corriendo por la puerta sin desayunar (o, como sucede a menudo con opciones de productos del mercado de menor valor nutritivo).
  • Desayunos fáciles de tomar y de llevar. Si su agenda es tal que usted y sus hijos salen generalmente por la puerta sin tiempo de sobra en las mañanas, debe entonces tratar de abastecerse de una variedad de alimentos nutritivos que se pueden preparar y empacar por adelantado para tomar y llevar con conveniencia. Además de huevos duros, considere otros favoritos y rápidos como manzanas en rodajas, panecillos o muffins caseros y roscas obagels con queso crema bajo en grasa.
  • Asegúrese de que dormir sea parte del menú. Siga el viejo dicho de asegúrese de que su niño se acueste temprano para levantarse temprano y tener tiempo suficiente para desayunar. Sin importar que edad tengan, los niños cansados tienden a ser niños irritables y malhumorados y son mucho menos propensos a sentarse a comer un desayuno equilibrado. No sólo eso, pero se ha demostrado que el sueño es un ingrediente crucial en la salud general de los niños.
  • Amplíe sus horizontes. Sin duda querrá tener en cuenta la seguridad cuando elija un desayuno apropiado para la edad de su hijo, pero no se deje limitar por las etiquetas impuestas artificialmente para determinar lo que es bueno a la hora de servir alimentos por la mañana. Piense en la proteína, piense en las frutas y en las verduras, y piense con originalidad cuando se trata de ampliar sus horizontes para desayunar con opciones más allá de la leche y los cereales.
  • Busque el apoyo de la guardería y la escuela. Asegúrese de averiguar qué opciones para el desayuno ofrece la escuela o la guardería de su niño o niña. Debido a la merecida atención que se le ha estado dando últimamente a los alimentos que los niños comen fuera del hogar, es más probable que el menú tenga opciones para un desayuno balanceado, y que su hijo sea más receptivo a comerlo si todos sus amigos están comiendo junto a él.
 
Deja un comentario

Publicado por en 4 junio, 2014 en Uncategorized

 

El Enigma de la sepsis neonatal temprana

Richard A. Polin, MD, Kristi Watterberg , MD, Guillermo Benitz , MD, y Eric Eichenwald , MD

PEDIATRICS Vol. 133 N º 6 01 de junio 2014  pp 1122 -1123

En un mundo ideal, la práctica de la medicina se basa en estudios científicos que guían las decisiones involucradas en el cuidado de un paciente individual. Sin embargo, los médicos deben confiar con frecuencia en estudios de observación y las experiencias de otros profesionales (el “arte de la medicina”), ya que de alta calidad los estudios clínicos aleatorios no están disponibles. Dentro del campo de la pediatría, en ninguna parte es esto más evidente que en la evaluación y tratamiento de niños con posible sepsis. Los estudios científicos han identificado los factores de riesgo para la sepsis (por ejemplo, la corioamnionitis), los patógenos más frecuentes responsables de la sepsis (grupo B de Streptococcus y Escherichia coli), los signos clínicos asociados con la infección, la sensibilidad y la especificidad de las pruebas de diagnóstico, y las toxicidades asociadas con el tratamiento. 1 , 2 Hasta la fecha, sin embargo, los estudios no pueden decirnos con precisión si una mujer individual tiene corioamnionitis o si un infante  está infectado o si da lugar mostrando signos clínicos compatibles con la transición normal de la vida postnatal o una condición no infecciosa. Si el tratamiento de la sepsis fuese totalmente benigna, no habría ninguna diferencia si se trataran a todos los bebés con la más mínima posibilidad de infección. Sin embargo, el tratamiento de un bebé no infectado durante 5 a 7 días significa perturbar la unión de la madre durante un periodo prolongado de tiempo, la exposición del bebé a las drogas con toxicidades potenciales, fomentar el desarrollo de la flora resistentes a los antibióticos, y aumento de la probabilidad de que el bebé va a experimentar un morbilidad más grave más tarde en el curso de la hospitalización. 3

En el número de Pediatrics, Kiser et al 4 describen su experiencia con las directrices publicadas por la Comisión de Feto y recién nacido (COFN) para la evaluación y tratamiento de los recién nacidos prematuros ya término tardíos nacidos de mujeres con sospecha de corioamnionitis. Noventa y seis por ciento de los niños en este estudio estaban clínicamente bien al nacer, pero el 20,2% de su población recibieron tratamiento con antibióticos durante ≥ 7 días únicamente sobre la base de los datos anormales de laboratorio. El COFN recomienda la continuación de antibióticos de amplio espectro en el recién nacido con un hemocultivo negativo cuando la madre había recibido antibióticos de amplio espectro y  los datos de laboratorio fuesen anormales. 1 No se especificó la duración del tratamiento. Sin embargo, el COFN concluyó: “La terapia con antibióticos se debe interrumpir a las 48 horas en situaciones clínicas en las que la probabilidad de sepsis es baja.” Esta combinación de declaraciones era confusa y estaba abierto a una variedad de interpretaciones. En un comentario posterior, el COFN reiteró, “los niños de apariencia sana y sin evidencia de infección bacteriana deben recibir agentes antimicrobianos de amplio espectro para no más de 48 a 72 horas. 5 Aunque esta recomendación se aplica a todos los niños que se quedaron así por 72 horas de vida, no se dice explícitamente en el comentario que también se aplica a los bebés nacidos de mujeres con corioamnionitis. Por lo tanto, después de un largo debate, el COFN modificó sus recomendaciones: no tratar a un bebé que aparentemente este sano y  con un hemocultivo negativo (cuya madre fue tratada de  corioamnionitis) más de 48 a 72 horas, incluso cuando los resultados de laboratorio del bebé son anormales 6 ( Fig. 1 ). Esta recomendación había estado disponible por Kiser et al seguir, sólo el 4% (aquellos con signos clínicos), más que el 24,2% de los recién nacidos en el estudio habrían estado expuestos a la terapia antibiótica prolongada

sepsis

FIGURA 1

Evaluación de los lactantes asintomáticos (cualquier edad gestacional). Factor de riesgo: corioamnionitis. CRP (proteína C reactiva); WBC / Diferencia, (recuento de glóbulos blancos y recuento diferencial).

El diagnóstico de corioamnionitis es problemático y tiene importantes implicaciones para el manejo del recién nacido. Por lo tanto, se insta a los pediatras a consultar con sus colegas obstetras siempre que se haga el diagnóstico.

Infantes  que tengan buena apariencia con  estudios de laboratorio anormales o mayores grados de prematurez pueden ser tratados durante un máximo de 72 horas.

Sobre la base de los datos disponibles, nosotros, como autores de este comentario, concluimos lo siguiente:

  1. Neonatos sintomáticos sin factores de riesgo para la infección (que mejoran durante las primeras 6 horas de vida) pueden no requerir tratamiento, pero deben ser vigilados de cerca.
  2. La corioamnionitis aumenta significativamente el riesgo de sepsis de aparición temprana 7 ; Sin embargo, la probabilidad de sepsis en un bebé que parece estar sano al nacer es baja. 8
  3. El riesgo de sepsis se reduce en los bebés nacidos de madres con corioamnionitis que reciben antibióticos durante el parto, pero los antibióticos puede ser menos efectivos una vez que se estableció la corioamnionitis. 9
  4. El uso de antibióticos durante el parto disminuye la sensibilidad de los hemocultivos postnatales. 10
  5. Las pruebas de laboratorio de uso general tienen una exactitud de predicción positiva limitada y nunca deben utilizarse como una justificación para continuar el tratamiento en niños sanos de término a las 48 a 72 horas de vida. 1
  6. El examen físico es tan buena o mejor que la mayoría de las pruebas de laboratorio en “gobernante en o descartar” sepsis. 11

Como resultado de estas conclusiones, nosotros, como autores, sugerimos que

  • antibióticos pueden interrumpirse en recién nacidos con  buen estado general que sean de término nacidos de mujeres con corioamnionitis por 48 horas de vida;
  • tratamiento de 72 horas se puede considerar para los niños con mayores grados de prematuridad o estudios de cribado anormales; y
  • una punción lumbar se debe realizar en:

(1)    los niños con un hemocultivo positivo

(2)    los niños con una alta probabilidad de sepsis en base a los signos clínicos o datos de laboratorio anormales

(3)    los niños que no mejoran clínicamente cuando son tratados con la terapia antimicrobiana apropiada.

REFERENCIAS

 

  1.  Polin RA; Comité de Feto y recién nacido . Gestión de los recién nacidos con sepsis presunta o comprobada bacteriana de aparición temprana .Pediatrics . 2012 ; 129 ( 5 ): 1006 – 1015Abstract / FREE Full Text
  2.  Matz GJ. Aminoglucósido ototoxicidad coclear . Otolaryngol Clin North Am . 1993 ; 26 ( 5 ): 705 – 712MedlineWeb of ScienceSearch Google Scholar
  3.  Cotten CM ,Taylor S ,Stoll B ,y col; NICHD Neonatal Research Network .duración prolongada del tratamiento antibiótico empírico inicial se asocia con mayores tasas de enterocolitis necrotizante y muerte para los bebés extremadamente bajo peso al nacer . Pediatrics . 2009 ; 123 ( 1 ): 58 – 66Abstract / FREE Full Text
  4.  Kiser C ,Nawab U ,McKenna K ,Aghai ZH. Papel de las directrices sobre la duración de la terapia en la corioamnionitis y sepsis neonatal . Pediatrics .2014 ; 133 ( 6 ): 992 – 998Abstract / FREE Full Text
  5. Brady MT ,Polin RA. Prevención y tratamiento de recién nacidos con sepsis presunta o comprobada neonatal . Pediatrics . 2013 ; 132 ( 1 ): 166 -168FREE Full Text
  6.  Polin RAen nombre de la Comisión de Feto y recién nacido. En respuesta. Pediatrics . 2012 ; 130 ( 4 ). Disponible en:www.pediatrics.org/cgi/content/full/130/4/e1055
  7. Benitz WE ,Gould JB ,Druzin ML. Factores de riesgo de aparición temprana del grupo B sepsis por estreptococo: estimación de los odds ratios mediante la revisión crítica de la literatura . Pediatrics . 1999 ; 103 ( 6 ). Disponible en:www.pediatrics.org/cgi/content/full/103/6/e77
  8. Taylor JA ,Opel DJ. Choriophobia: un juego 1-act . Pediatrics . 2012 ; 130( 2 ): 342 – 346Abstract / FREE Full Text
  9.  Velaphi S ,Siegel JD ,Wendel GD Jr ,Cojín N ,Eid WM ,Sánchez PJ. inicio temprano del grupo B infección estreptocócica después que un grupo materna y neonatal combinada B estrategia de quimioprofilaxis estreptocócica . Pediatrics . 2003 ; 111 ( 3 ): 541 – 547Abstract / FREE Full Text
  10.  Sanghvi KP ,Tudehop DT. sepsis bacteriana neonatal en una unidad de cuidados intensivos neonatales de un análisis de 5 años . J Pediatr Salud Infantil . 1996 ; 32 ( 4 ): 333 – 338CrossRefWeb of ScienceSearch Google Scholar
  11.  Escobar GJ ,Li DK ,Armstrong MA ,y col. workups sepsis neonatal en los recién nacidos ≥ 2000 gramos al nacer: un estudio basado en la población .Pediatrics . 2000 ; 106 ( 2 pt 1 ): 256 – 263Abstract / FREE Full Text

 

 

 
Deja un comentario

Publicado por en 3 junio, 2014 en Uncategorized

 
 
Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 10.135 seguidores

%d personas les gusta esto: